Test drive

MINI Cooper S Coupé a prueba

Una interpretación más personal del icónico MINI

MINI Cooper S Coupé a prueba

Ayer te contamos que decidimos arrancar el 2012 a fondo extendiendo el COMPROMISO Autocososmos, una prueba de un deportivo por día, a los primeros días del 2012. Cumplimos y escogimos para arrancar el año nuevo nada menos que una exclusiva fabulosa, el nuevo MINI Coupé. 

El nuevo MINI (sí con mayúsculas, por que el original es: Mini), se ha convertido en un verdadero ícono moderno. Gracias al posicionamiento Premium en un auto de proporciones compactas pero con un gran halo de personalización disponible y un manejo divertido, es el rival a vencer en su segmento.La versión coupé mantiene ese exitoso diseño exterior acorde a los demás productos de la marca, pero se vuelve todavía más personal y deportivo gracias a la pérdida de los asientos traseros y una línea de techo más agresiva –además del parabrisas también más inclinado.

Con este nuevo integrante de la familia, la marca MINI atacará a un segmento al que no le importa el no tener los asientos de atrás, pero quiere un coupé divertido de manejar y con un diseño atractivo.

Mecánicamente se mantiene igual que su hermano, el MINI Cooper S, así que monta el motor de cuatro cilindros 1.6L turbo twin-scroll (desarrollado por BMW y PSA Peugeot Citroën) que entrega una nada despreciable (para su tamaño y peso) potencia de 184 CVque puede estar acoplado a una transmisión automática como en el caso de nuestro auto a prueba o una de accionamiento manual, ambas de seis cambios, excelentes para divertirse.

El cambio interior más obvio es el de la falta de asientos traseros que también beneficia al espacio de carga y lo convierte ahora sí en un baúl para poder cargar más equipaje a diferencia del hatchback normal.
El manejo, aunque es bastante similar al del Cooper hatchback, en este se siente mucho más orientado al conductor, definitivamente la puesta a punto es diferente, mucho más agresiva desde la entrega de poder hasta la dura suspensión (que nos hizo sufrir en pavimento en mal estado). Todo está hecho para comunicar lo que pasa debajo de las ruedas de una manera más directa al conductor.

De manera personal, encontré el MINI Coupé como mi favorito de la gama hasta ahora (habrá que esperar la versión roadster que ya se presentó). Tiene un diseño que me gusta más al ser más agresivo y deportivo, además tienes un baúl de tamaño estándar y no un espacio en la parte trasera mediocre que ni sirve ni para transportar personas ni bártulos.

Por esto y por su divertido manejo, es que el nuevo MINI Coupé no podía faltar en nuestra selección de los mejores deportivos para empezar el año.

Hacé click sobre este texto para ver todas las Pruebas del COMPROMISO Autocosmos 2011 / 2012

 

Agradecemos al Autódromo Moisés Solana, en Pachuca de Soto, Hidalgo, por las facilidades otorgadas para la realización de este artículo.

 

MINI Cooper S Coupé 2012 prueba

Héctor Mañón. Fotos: José Luis Ruiz recomienda